Para la posteridad

Uno es tan viejo como los recuerdos que no puede evocar.
— Andrés Bianciotto, septiembre 2007